Por qué NO tener sexo en un coche

no tener sexo en un cocheLo vemos por todos lados, en el cine, en las experiencias de nuestros propios amigos, en los vídeos pornográficos, en las historias literarias… en todos lados las parejas tienen sexo en el coche. Y bueno, no resulta para nada sorpresivo que siendo un objeto tan utilizado por el hombre no sea uno de los lugares comunes y siempre disponible para hacerlo. Mucho más cuando se trata de personas que no cuentan con un lugar privado, que quieren cumplir una fantasía o bien que no aguantan hasta llegar a destino. En estas ocasiones aunque es muy difícil evitarlo, lo mejor siempre será optar por no tener sexo en un coche, y aquí te decimos por qué:

  • Ser descubierto: básico de todos, sabemos que en todas las ciudades existe el tan conocido “villa cariño”, pero también sabemos que de vez en cuando algún patrullero visita estos lugares. Los campos, las periferias, las calles oscuras, los parques, hoy en día ya no son sitios adecuados para nuestras relaciones. Si no quieres ser descubierto y para por un momento embarazoso es mejor que no tener sexo en el coche. Busca otros lugares más privados que la vía publica.
  • Desviarse: si el coche va encendido, olvídate, trata de no tener sexo en un coche. Es divertido y puede que sea una de tus mejores fantasías, pero aunque te mueras de ganas evítalo. Cuando tienes sexo tu concentración vuela a las nueves e ir manejando puede ocasionar que te desvíes de carril y cometas un accidente. Así que conduce con cuidado y aguanta un par de minutos hasta llegar a destino.
  • La comodidad: aunque el coche es un lugar que nos saca de apuros, la comodidad es una razón para no tener sexo en un coche. Ninguno de los dos está cómodo por más de que lo hagan en el asiento trasero. Si partimos de la base, hasta el misionero suele resultar incómodo de cualquier forma que se haga, y además no se le puede dar el ritmo que deseamos, a menos que alguno esté dispuesto a chocarse contra el techo o la puerta del auto.
  • Superar el límite de velocidad: cuando conduces y te hacen sexo oral es muy probable que tu pie comience a apretar el acelerador de forma automática sin que tú puedas registrar lo que haces por estar concentrado en otras sensaciones. Aquí tienes otra razón por la que no tener sexo en un coche mientras conduces. Ya sabes, espera.

 

Relacionado:

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*